Los recauchutados Bandag reducen el coste de neumáticos por kilómetro

Nuestra garantía: Con los recauchutados Bandag el coste de los neumáticos por kilómetro le sale más barato que con sus neumáticos actuales.
Más información  >

Las carcasas Bridgestone son 100 % recauchutables por Bandag

Las carcasas Bridgestone y Firestone de primera monta son 100 % recauchutables por Bandag.
Más información  >

Mejores para su bolsillo. Mejores para el planeta.

Además de un coste de neumáticos por kilómetro menor, con Bandag también reducirá su huella ecológica.
Más información  >

¡Ya puedes comenzar!

La lista de concesionarios participantes podrá consultarse próximamente aquí

Mitos y realidades sobre el recauchutado

VERDAD

"Si cree que los recauchutados no son seguros, no viaje en avión: casi todas las grandes compañías aéreas utilizan recauchutados en sus aviones."
  • Los neumáticos nuevos de alta calidad se fabrican para ser recauchutados.
  • Para el recauchutado se utilizan únicamente carcasas cuidadosamente revisadas.
  • El recauchutado es un proceso controlado en el que se utilizan equipos de alta tecnología.
  • El procedimiento de recauchutado está sujeto a una homologación anual (ECE109) donde se realizan pruebas de durabilidad similares a la homologación de nuevos neumáticos.

Los recauchutados no son seguros.

VERDAD

"Los recauchutados Bandag ofrecen un rendimiento kilométrico igual o incluso mayor que los neumáticos nuevos de alta calidad comparables."
  • No obstante, hay que tener en cuenta que en el rendimiento kilométrico influyen numerosos factores externos, como el uso, la carga, la carretera, el estado del firme, el estilo de conducción, etc.
  • Para conseguir un kilometraje óptimo resulta esencial escoger un producto adecuado para sus condiciones específicas.

Las prestaciones de los neumáticos recauchutados son mucho menores que las de los neumáticos nuevos.

VERDAD

"Cuando el caucho se desprende casi siempre se debe a un fallo de la carcasa, no del recauchutado."
  • Normalmente son el resultado de un reventón causado por el calor excesivo producido por una presión de inflado insuficiente o una sobrecarga.
  • Estos fragmentos contienen cables de acero, que no forman parte de la banda de rodadura.
  • Al igual que en los neumáticos nuevos, las bandas de rodadura están vulcanizadas sobre las carcasas, no “pegadas” (de hecho, esa unión es una de las partes más resistentes del neumático).

Los fragmentos de caucho que se ven tirados en las carreteras siempre son de neumáticos recauchutados.